miércoles, 20 de mayo de 2015

Isabellae , de Raule y Gabor – Tomo 2

En la reseña de hoy toca hablar del segundo tomo de Isabellae, tebeo que cuenta al guión con Raule (https://www.facebook.com/raule.anisaarsis?ref=ts&fref=ts) y a los lápices con Gabor (http://artofgabor1.blogspot.com.es/), siendo intitulado este volumen como “Un mar de muertos”. En caso de que no hayáis leído el primer número de la serie, en vez de leer esta reseña, para no desvelaros datos de la trama, acudid al siguiente enlace del primer tomo: http://caballerodecastilla.blogspot.com.es/2015/04/isabellae-de-raule-y-gabor-tomo-1.html


Isabellae, tras convertirse en guardaespaldas del anciano maestro Yuan, viaja junto a Jinku y Masshiroi en barco, siguiendo de cerca el navío en el que embarcó Siuko. Pero además del estrés que le produce el ansiado reencuentro con su hermana, la espadachina pelirroja tiene otra preocupación: el hombre al que escolta, un importante miembro de la corte china, es objetivo de asesinos que se hallan en la nave. ¿En quién puede confiar Isabellae? ¿Qué pasará cuando se reencuentre con Siuko?

Este tomo continúa casi prácticamente donde acababa el anterior, omitiéndose como fue Isabellae contratada como espada de alquiler por Yuan y su llegada al navío, retomándose las aventuras de la protagonista en medio de una feroz tormenta en medio del mar, lo cual permite ahorrar páginas de explicaciones que se van a ir dando a entender en los diálogos entre los personajes a través de un buen ejercicio de elipsis. Frente al anterior volumen, llama la atención como cambia la relación del personaje principal con su padre, estando cada vez menos apegada a él, en parte por contar con la compañía de Jinku y Masshiroi. Precisamente estos secundarios van cobrando importancia en este tomo, no solo por ser a los únicos a los que la protagonista puede confiar al maestro Yuan, sino que, además, también se empieza a profundizar en su pasado (hasta ahora desconocido) a través de pequeñas pero importantes pinceladas. Volviendo a la preocupación cercana y a la relativamente lejana, es decir, las relacionadas con Yuan y Siuko, están muy bien combinadas para que el personaje principal apenas tenga un momento de descanso. Respecto a la primera de ellas, es decir, la misión de escolta del cortesano chino, está muy bien llevada por el ya comentado desconocimiento por parte de Isabellae (y del lector) de quienes son los que quieren asesinarle, jugando Raule muy bien con la intriga.

Respecto al dibujo, Gabor sigue añadiendo su buen hacer a este tomo, como ya hiciera con el primero, teniendo la misma facilidad para plasmar escenas tiernas, como un recuerdo de Isabellae sobre Siuko y su madre, que para escenas de gran salvajismo y crueldad, como las que envuelven a las peleas de este volumen. Frente al anterior número, donde primaban los montes y los poblados, se verá sobre todo el interior de las embarcaciones, con muy pocas escenas al aire libre, consiguiendo así cierta atmósfera opresiva entre bodegas y camarotes. Mención especial al coloreado y el buen resultado del mismo a lo largo de las viñetas, tanto para escenas nocturnas como diurnas.   


En conclusión, si os gustó el primer tomo de Isabellae, dadle también una oportunidad al segundo. Os podéis hacer con este comic de 48 páginas de manos de Norma Editorial por un precio de 14€.

Por último, la dedicatoria que me hizo en el tomo el simpático Gabor durante su sesión de firmas en la librería Delirio Comics de Móstoles en marzo de 2015. ¡Gracias de nuevo!



Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto 

domingo, 17 de mayo de 2015

Crónica de Expomanga 2015 – Conclusiones

Hoy toca la tercera y última entrada dedicada al Expomanga 2015 de Madrid, siguiendo a la del viernes 8 (http://caballerodecastilla.blogspot.com.es/2015/05/cronica-de-expomanga-2015-viernes.html) y a la del sábado 9 (http://caballerodecastilla.blogspot.com.es/2015/05/cronica-de-expomanga-2015-sabado.html), estando esta dirigida a reflexionar sobre el festival en general.


Lo primero que habría que preguntarse es: ¿ha sido un buen evento? Mi respuesta es que, exceptuando un par de salvedades, si, lo ha sido. De los dos días que pude ir al evento, el viernes fue sin duda el mejor, en el sentido de que en ningún momento “pare quieto”. Todo el rato estaba haciendo algo, ya fuera explorando, ojeando las exposiciones, deambulando por los puestos en busca de obras interesantes, asintiendo a las sesiones de firmas, hablando con la gente, ya fueran invitados del evento o simplemente aficionados como un servidor… Y eso en lo referente a las actividades a las que asistí, pues había unas cuantas más, ya fueran jugando a los videojuegos con el resto de aficionados, visionando distintas películas en la sala de proyecciones, los combates de Archery Soft… Tres cuartas partes de lo mismo puede decirse de lo ofrecido en el sábado. En este sentido el Expomanga de 2015 ha cumplido muy bien su función, es decir, entretener al público, y particularmente, mediante la cultura japonesa. No obstante, esto no quita que haya varios aspectos a mejorar.

El primer y más grave problema a mejorar es sin duda el tema de las colas. Expomanga, como ya se ha comentado, ha crecido. Así, ha pasado de tener un total de 40. 412 asistentes en 2014 a tener 46.213 visitantes en 2015. Este acusado crecimiento se ha traducido en largas colas, y particularmente en el caso de la de la venta de entradas, con varias horas de espera para los que la guardaban. ¿Posibles soluciones? Principalmente dos. Una consistiría en hacer revisar el aforo del Pabellón de Cristal para el Expomanga, ya que este evento no se asemeja al del incidente del Madrid Arena, pues aquí prima la cultura sobre el alcohol. De hecho, esta iniciativa cada vez va cogiendo más fuerza, hasta el punto de haberse creado una recogida de firmas en Change.org para que llegue a buen puerto. A continuación dejo el enlace para que podáis verlo con más detalle, y si queréis, firméis: https://www.change.org/p/ayuntamiento-de-madrid-modificaci%C3%B3n-del-aforo-del-pabell%C3%B3n-de-cristal-2?just_created=true. Otra posible solución, es caso de no poderse cambiar la legislación vigente, quizás fuera aumentar el espacio del evento mediante otros edificios del recinto ferial además del Pabellón de Cristal y del Auditorio. De hecho, esto último lo va a hacer en septiembre la Japan Weekend en la Casa de Campo (https://www.facebook.com/JapanWeekendMadrid/posts/910827502315360), añadiendo al evento el Pabellón Multiusos II, lo cual no parece un mal comienzo, e incluso podría servir de campo de pruebas para la AEAC y comprobar la viabilidad de esta estrategia según le vaya a Jointo.

Pero el Expomanga no ha crecido solamente en número de aficionados, sino en importancia también, como demuestra la asistencia al evento no solo de la Embajada japonesa, sino también de la empresa Good Smile Company o de personalidades como Haruka, Rui Kuroki, Naoyoshi Shiotani o Yami Tabby. En este sentido yo sí que veo una evolución positiva, con una organización que procura dar cada vez lo mejor de sí e ir a más. Por eso también hay que cuidar otra serie de detalles, no solo en lo referente a la imagen del evento, sino también para el mejor disfrute del mismo. En este caso en concreto me refiero a la polémica que ha surgido sobre la venta de figuras falsas en algunos de los puestos del evento, y lo que es peor, al mismo precio de las auténticas, para lo que haría falta sin duda miembros de la organización que verificasen la procedencia y legalidad de los materiales a la venta.

Respecto a lo que se ha dicho sobre la preponderancia de los stands de merchandising sobre los de los tebeos… habría que matizarlo. Si bien sí que hay muchos dedicados a la venta de figuras, posters, etc., no deja de ser cierto que a la cita también acudieron no solo varias editoriales como Norma, Dolmen, Tomodomo, Imagion, Fandogamia, Jesulink, Nowevolution o Ediciones Babylon (la gran campeona del Expomanga 2015, tanto por ser la que más autores llevó como por ofrecer la mayor variedad de productos), sino que también lo hicieron multitud de stands de fanzines, con obras como El Vosque, Andergraün, Hey Sister! o Llévame contigo, por citar alguna. Así, de hecho, se abarca todo tipo de posibles compradores, tanto con tomos para leer como con elementos decorativos.


En definitiva, y aún con un par de problemas que resolver, en mi opinión el Expomanga 2015 ha merecido la pena, y os recomiendo que si tenéis oportunidad de ir a la siguiente edición, le deis una oportunidad por la multitud de actividades y los raudales de diversión que ofrece.

Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto

viernes, 15 de mayo de 2015

Crónica de Expomanga 2015 – Sábado

Hoy toca continuar con la crónica del último Expomanga, concretamente relatando los sucesos del sábado 9 de mayo. De no haber leído la crónica del viernes, aquí os dejo un enlace a la misma: http://caballerodecastilla.blogspot.com.es/2015/05/cronica-de-expomanga-2015-viernes.html


A diferencia del viernes, tuve la suerte de tener desde antes de que comenzase el evento buena compañía, ya que el señor Plasencia, viejo amigo mío, fue acreditado para el periódico El Mundo, teniéndole a mi vera durante casi todo el festival. Por tanto, tuve la buena fortuna de ver en primera fila como entrevistaba a unos cuantos de los autores que fueron al evento, pudiendo vosotros también echarle un ojo a las entrevistas a través del siguiente enlace: http://www.elmundo.es/cultura/2015/05/11/55505c40ca4741d5398b456d.html. No obstante, a pesar de la confianza de la organización en dejar prácticamente libertad total a los periodistas para entrevistar a los artistas, habría sido deseable algo más de orden y estructura, para no tener que ir buscándoles de uno a uno, sino tenerlos concertados a una hora determinada a cada uno.

Lo anterior sería uno de los elementos menores a mejorar de cara a las siguientes ediciones del Expomanga, pues realmente las entrevistas se podían luego hacer sin demasiados problemas por la buena disposición de los autores. No obstante, el problema más grave que ha padecido esta edición del festival, ha sido, irónicamente, que cada vez atrae a mayor número de gente. El hecho de que cada vez los eventos comiqueros atraigan a una cantidad de público mayor se ha traducido, al igual que en la anterior edición, en largas colas, tanto como para comprar entrada (la primera), como para entrar en el recinto (la segunda). Sin embargo, si se mira el tema de las colas con perspectiva y frente al año pasado, ha habido una mejora: la policía no tuvo que llegar en ningún momento a controlar el aforo, quizás por una mayor tranquilidad de los aficionados, y eso a pesar de estar bajo un calor sofocante. Sea como fuere, hay una cosa obvia: el Expomanga se ha hecho demasiado grande para el Pabellón de cristal. Necesita más espacio para albergar a todo aquel que viene a visitarlo.



No obstante, tras superarse las colas, ya llegaba lo bueno de la feria, con una gran variedad de actividades en las que participar. Además de poder jugar a los videojuegos con y contra otros asistentes en la gran zona habilitada por Nintendo, también había otros pasatiempos, como distintas partidas de rol y de cartas o una gran de arena de combate para el Archery Soft 3vs3: un escenario con barricadas hinchables, en donde dos equipos de tres arqueros cada uno competirán el uno contra el otro hasta que gane uno de ellos mediante los arcos y las flechas con punta de goma, siendo esta una de las actividades más frecuentadas del evento.



El escenario principal ofreció también entretenimiento y descanso a los que se sentarán a contemplarlo, con espectáculos tales como un desfile de cosplay o  la promoción del portátil Surface de dibujo de  Microsoft a través de un duelo de dibujantes entre Nacho Arranz y Mike Bonales, mientras comentaban características del ordenador que estaban usando, como que no le afectara el pulso del ilustrador. Como interesante novedad, por no ser muy habitual dada la cercanía del Expomanga con el Salón del Comic de Barcelona, una conferencia por parte de la editorial Tomodomo comentando sus novedades.




Las sesiones de firmas continuaron y se incrementaron durante la jornada del sábado, así como el número de cosplays y de cosplayers, lo cual tiene muchísimo mérito por el calor que hacía, ya que algunos disfraces muy elaborados no eran para nada frescos.




Respecto a los stands, además de los de las editoriales y de los fanzines, había unos cuantos otros como el de Omega Center, que destacó por ofertas de incluso el 50% de descuento durante el evento, o el de Tofad, con sus gran repertorio de abanicos y sombrillas japonesas junto a buen y variado número de reproducciones de espadas del mundo del manga y del videojuego. Merchandising tampoco falto, ya que había numerosos puestos (más incluso de los que había con tebeos) entre los que elegir camisetas, figuras, posters, etc.







Y esa fue mi experiencia del sábado, que se puede definir como el día más agotador de este tipo de eventos. Para la próxima entrada, mis conclusiones sobre esta Expomanga.

Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto

miércoles, 13 de mayo de 2015

Crónica de Expomanga 2015 – Viernes

Hoy toca empezar a reseñar el último evento comiquero de la capital española: el Expomanga de Madrid de 2015, aprovechando además la circunstancia para agradecer de nuevo a la AEAC que concediesen a este blog acreditación para cubrirlo.


El viernes, como suele ser costumbre, fue el día más tranquilo para asistir al evento. Esto se debe a que es el día con menor número de gente, ya sea por un motivo u otro (tener que asistir al colegio, a la universidad, al trabajo, o incluso venir de fuera de Madrid).


La ventaja de esto, para los que si pueden asistir este día, es verlo todo con calma y sosiego, como por ejemplo, las magnificas exposiciones de la feria, como la dedicada a la obra de Kenneos, pudiendo deleitarse la vista de los asistentes con sus bellas ilustraciones de La dama de las nieves, El hada de cristal o la futura Kassios´s Realms o la dedicada a Japón por sus 70 años de paz y progreso tras el fin de la Segunda Guerra Mundial.






Ahora bien, y como ya he comentado alguna vez, uno de los motivos por los que este tipo de eventos realmente valen la pena es por la posibilidad de conocer a distintos autores, tanto noveles como profesionales. Respecto a los primeros, la caza empezó por Jessica Mars, creadora del webcomic Hey Sister!, adquiriendo de ella el primer capítulo del tebeo impreso en papel para la ocasión, con postal y marcapáginas de recuerdo. 
Acto seguido, y tras seguir explorando, me topé con otros stands con autores que iban dedicando su obra a lo largo del día: No Lands Comics, con Angye Fernández, Pedro R. M. Andreo y Zabi Gaztelua; Ediciones Babylon, la gran protagonista de este festival, con Dani Alarcón y Jorge Monreal; Nowevolution, con Elena Sampere… Precisamente por ser viernes, tuve la suerte de que apenas había colas que hacer, de manera que dejé aquella jornada buena parte de mis objetivos cumplidos en lo que a obtener dedicatorias se refiere.

Dedicatoria de Crossfire, obra de Elena Sampere 
(reseña próximamente)

Respecto a otras ediciones, vale la pena comentar varias novedades. Una de ellos era la asistencia de Good Smile Company, empresa japonesa dedicada a la creación de excelentes y detalladas figuras del mundo del manga, anime y videojuegos, ya sean estas de aspecto estilizado o chibi, teniendo la particularidad de que las distintas figuras pueden intercambiar todas sus piezas entre ellas. Y el hecho de que asistiese la empresa a la feria no es bueno solamente en lo referente a poder comprar directamente sus miniaturas, sino también por el hecho de que significa que Expomanga va ganando visibilidad, tanto nacional como internacionalmente.



Esto último también se puede ver a través de los invitados internacionales que ha acogido el evento comiquero este año, entre los que destacan la cantante Haruka y el director de anime Naoyoshi Shiotani, que estuvieron en ambos casos firmando y fotografiándose con los fans, y dando, respectivamente,  un concierto y una conferencia a sus seguidores. Esto ha sido posible, en buena parte, gracias a la colaboración de la Embajada japonesa y de Marc Bernabé, elementos indispensables para la venida de los artistas nipones. Tampoco se puede dejar de hacer mención a Selecta Visión, que no solo organizó las firmas de Shiotani, sino que también puso a la venta numerosas películas y series de anime con muchas y suculentas ofertas.


A pesar de ser solo el primer día de Expomanga ya llamaba la atención que, pese a ser viernes, empezaran a aparecer cosplays tímida pero paulatinamente, revelándose sus creadores como diseñadores de gran nivel, pues muchos de estos disfraces lucían un acabado espectacular. En paralelo a los cosplayers, los visitantes de paisano también fueron aumentando según iba entrando la tarde, aprovechando estos el fin de sus clases o jornadas laborales.



Por último, pero no menos importante, cabe señalar que en esta edición de Expomanga, a diferencia de en la anterior, tanto Madrid como Barcelona se hayan puesto de acuerdo para que las fechas no coincidan con el Salón del Comic de Barcelona, ganando así tanto organizadores, como autores (por no tener que desdoblarse o escoger entre uno y otro evento) y aficionados. En paralelo, también mis felicitaciones a la AEAC por haber conseguido poner en semanas diferentes las próximas ediciones del Expocomic  y del Salón del Comic de Zaragoza, demostrándose así que con diálogo y voluntad la buena gente se entiende. Así, además, la organización demuestra que de un año para otro se puede mejorar la malo, además de conservar lo bueno.

Y así empezaba el Expomanga de Madrid de 2015, pudiéndose decir que este viernes fue muy completo por la cantidad de actividades que se podían hacer, en caso de un servidor, sesiones de firmas y exposiciones, así como charlar con viejos conocidos, como las escritoras Aixa Vizuete y Nari Springfield, o el miembro del equipo de Ramen Para Dos Alejandro C. Brook, siendo este otro de los mejores puntos de los eventos dedicados al comic, reencontrarte con otros aficionados. Próximamente, crónica del sábado.

Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto 

miércoles, 6 de mayo de 2015

Unleashed, de Rafael Segado

En la reseña de hoy voy a hablar sobre Unleashed, el comic de Rafael Segado Holgado (http://otakon7.deviantart.com/).


Litzy Stormfire  es una lince ibérica que quedó tuerta el mismo día que quedó huérfana: un misterioso chacal negro mató a su padres, dejándola sola en el mundo tras apalizarla. Desde ese día, Litzy tuvo que aprender a valerse por sí misma,  aprendiendo a luchar y a sobrevivir, alimentándose entre tanto del deseo de venganza para poder seguir adelante. Precisamente por este fuerte deseo y tras oír hablar de un formidable guerrero negro, la lince se prepara para salir en la búsqueda del asesino de su familia.

Este tebeo cuenta con una protagonista que combina muy bien dos elementos: poder ser muy fácilmente querida por el lector, al desearsele que todo le vaya bien,  y también ser una más que digna luchadora, condición que además es bastante realista, no solo por el contexto de lo vivido por el personaje, sino por la agilidad natural de los linces ibéricos. En este sentido, eso si, quizás hubiese sido deseable un nombre y apellido más castizo para ella, por aquello de pertenecer a la Península Ibérica, vaya. La estructura de la obra puede dividirse en cuatro partes: los sucesos que cambiaron la infancia de Litzy, su crecimiento, su primera gran pelea y el desenlace de este primer arco argumental, puesto que el autor de la obra tiene pensado hacer de esta una saga. Para ello, no obstante, sería deseable una mejora de la redacción de la narración y los diálogos, ya que hay que arreglar elementos de la puntuación y los conectores oracionales. Por otra parte, si nos detenemos en que los personajes de la obra sean, en su mayoría, animales antropomórficos, se cae en la cuenta que buena parte están muy bien escogidos para su papel, como con la elegancia del lince, la violencia del lobo, la fortaleza del toro... 

Respecto al dibujo, Rafael Segado ha ido experimentando una evolución a mejor desde sus aportaciones en el fanzine FTW!, y si bien su estilo debe pulir aún algunos elementos toscos, como ciertas posturas forzadas o poco naturales, el resultado es bastante positivo, mostrando que el dibujante va por buen camino, tal y como demuestra el grácil diseño de Blanca Goldestone. Hay que señalar que la ya mencionada animalización de los personajes (los también llamados "furries") es muy llamativa visualmente, tanto por el buen y diverso coloreado de los mismos, como por las formas de subrayar los atributos de cada bestia. Las escenas de lucha están por lo general muy bien llevadas, con buenas coreografías de los combates, habiendo que algún que otro guiño durante las mismas a los seguidores de la WWE.



En conclusión, si os gustan las historias de aventuras, superación personal y humor, dadle una oportunidad a Unleashed. Os podéis hacer con este comic de 48 páginas (con extras tales como bocetos de la creación de la historieta y homenajes a la obra por parte de diversos artistas) de tres formas: comprarlo directamente en un evento comiquero al que asista el autor por 6€, conseguirlo digitalmente por 5€, o adquirirlo por correo, por 6€ más los gastos de envío. Para más información al respecto, pinchad en el siguiente enlace: http://otakon7.deviantart.com/art/Comic-in-Sale-Unleashed-PRICES-466591012

Por último, la dedicatoria que me hizo en el tomo el amable Rafael Segado Holgado durante el Expomanga de Madrid de 2014. ¡Gracias de nuevo! 



Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto

miércoles, 29 de abril de 2015

Bella Muerte, de Kelly Sue Deconnick y Emma Ríos

En la reseña de hoy toca hablar sobre Bella Muerte, comic que cuenta al guión con Kelly Sue Deconnick (http://kellysue.tumblr.com/) y a los lápices con Emma Ríos (https://www.facebook.com/emma.rios?fref=ts).


Sissy es una niña que, acompañada por el anciano y ciego Zorro, va errando de pueblo en pueblo como cuentacuentos a cambio de unas monedas. Pero un día su vida cambiará de golpe: tras robarle Sissy un misterioso documento al bravucón Johnny Coyote, la niña empezará a ser perseguida por Big Alice, temible pistolera y Segadora de la Muerte, una de las agentes de la Parca. Así, Sissy y Zorro deberán huir desesperadamente de Alice, que busca hacerse con el documento a toda costa, hasta que, repentinamente, aparece Ginny Cara de Muerte, mujer tan misteriosa como mortal.

Este comic empieza llamando la atención por la combinación tan curiosa que hace de western y fantasía, mezclando ambos géneros con muy buen resultado. A esto hay que sumarle que entre el mundo de los vivos y el de los muertos no hay una frontera clara y definida, pudiéndole pasar literalmente cualquier cosa a los protagonistas de la obra. De esta manera, el lector se embarca en un viaje para el que debe tener abierta la mente, pues, además de los elementos  inesperados tan propios del realismo mágico, este tebeo viene cargado de simbolismo. Esto último ya se hace notar al principio de cada uno de los cinco capítulos que componen el volumen, al ser narrada la historia de Sissy, Zorro, Ginny y compañía a través del conejo Huesos  a una mariposa. Así, esta pareja de emisor y receptor, durante la narración del periplo de los protagonistas, se va a ir topando con otros animales cuya actitud sirve de metáfora (y preámbulo) de lo que les va a pasar a los humanos.   


Otra característica de la obra es lo misterioso de la misma, ya que se van a ir generando muchas preguntas en la mente del lector, tales como “¿Qué hay escrito en el importante papel que robó Sissy?” o “¿Cuál es el motivo por el que la Muerte, a través de Big Alice, quiere hacerse con él?”.  Algunas de estas serán respondidas a su debido tiempo, mientras que otras dejan la respuesta a la imaginación del lector. Ahí radica uno de los buenos puntos de la obra, lo enigmático de la misma, ya que no todo se explica. Por esto mismo, así como para entender todo el simbolismo ya señalado unas líneas antes, conviene hacer una segunda lectura de la obra, para que esta pueda ser entendida lo más plenamente posible.

Respecto al dibujo, Emma Ríos tiene un estilo realmente elegante. Tanto es así, que pese a haber escenas bastante cruentas a lo largo de la obra, junto a los, por otra parte, bellamente coreografiados combates de espadas, rifles y revólveres, y las brutales heridas producidas por estos, el trazo sigue manteniéndose muy estilizado. Sabe la autora también representar muy bien dos extremos opuestos: el del decadente Salvaje Oeste, con burdeles (no faltando alguna escena explícitamente sexual) y pobreza, y por otra parte, el mundo místico, espiritual y onírico que tiene que ver con la Muerte, tal y como se puede ver en los escenarios de la obra (como en él de la portada), los cuales están, además, bellamente coloreados por Jordie Bellaire (http://whoajordie.blogspot.com.es/). Los personajes, por su parte, están ilustrados de forma que quedan grabados en la mente del lector: Ginny, haciendo honor a su apodo, con marcas faciales en los labios, pómulos y ojos que la hacen parecer un esqueleto. Alice, con su sombrero negro de ala ancha y sus fríos, fríos ojos de color hielo. Sissy, con su mirada bicolor y su pellejo de buitre. Quizás una de las representaciones más llamativas sea la de la Muerte,  por lo poco convencional de la misma, con un uniforme de oficial del Ejército de los Estados Unidos y con un cráneo pelado de conejo.


En conclusión, si queréis leer una historia adulta, diferente, con una interesante mezcla de western, fantasía sobrenatural y una pizca de terror, dadle una oportunidad a Bella Muerte. Podéis haceros con este comic de Astiberri por un total de 18€, incluyéndose entre sus 160 páginas, además de la historieta en sí, extras como el proceso de creación de la obra (tanto de la guionista como de la dibujante) o ilustraciones de otros artistas homenajeando el comic.

Por último, las dedicatorias que me hizo en el Expocomic de Madrid de 2014 la amable Emma Ríos. Dedicatorias, en plural, debido a que la edición de la obra de Astiberri, por otra parte muy cuidada, no permitía por su papel hacer demasiadas florituras en el mismo, de manera que la entregada autora hacía una sencilla en el tomo, y otra más elaborada en una lámina aparte. ¡Gracias de nuevo por tu simpatía y entrega, y por dedicarle también el tomo a Brook!


Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto

miércoles, 22 de abril de 2015

FTW , de varios autores – Tomo 7

En la reseña de hoy voy a hablar sobre el séptimo tomo de FTW, fanzine obra de varios autores (https://www.facebook.com/FanzineFTW), el cual, a pesar de ser un séptimo tomo, puede leerse casi con completa autonomía de los anteriores números de la publicación.


Este nuevo número de este fanzine tiene en esta ocasión como temática común a las distintas historietas la magia, motivo por el cual se intitula FTWIZARDS. Tras una introducción de manos de Ransil, se  agradece a los mecenas que han posibilitado por crowdfunding el fanzine, lo cual ha permitido una tirada de más ni menos que de 1.000 ejemplares.

En La grieta, de Suragu (http://suragu.deviantart.com/), el autor  sabe crear una perfecta bisagra entre este tomo y el anterior (FTWILD), con una ingeniosa historieta en la que a pesar de no haber diálogos se relatan maravillosamente las peripecias de un conejo, con un dibujo sencillo y elegante.


En The Gipsy meets the Boy, de Diego y Nuria Velasco (http://nuriavelasco.deviantart.com/),  un joven que desea convertirse en rey recurrirá a la magia de una bruja gitana, bajo la advertencia de que “cuánto más se eleva alguien, más dura es la caída”. Los autores cuentan de forma agridulce no lo complicado que puede ser llegar al poder, sino lo doloroso que es perderlo. De poner alguna pega a la historieta, es que con algún personaje es difícil saber si se está contemplando a un hombre o a una mujer, aunque los espléndidos fondos del tebeo mitigan esto último, así como el buen entramado.

En Se busca grupo, de Evilpollo (http://subcultura.es/user/Evilpollo), un joven mago acaba de salir de la academia para descubrir lo complicado que es encontrar empleo, aunque un grupo de aventureros le permitirá obtener experiencia para poder acceder así a la Oficina de Empleo. Con mucha ironía y reflejando la situación económica actual, Alejandro Monge nos cuenta las alocadas desventuras del mago novel en un gran ejercicio de condensación (14 páginas), consiguiendo un relato que, además de estar muy bien sintetizado, causará no pocas risas y una gran sorpresa al final, por lo inesperado del desenlace. A destacar el humor que se gasta con las cuidadas melenas de los elfos y lo sufrido que es ser miembro de la Guardia Civil, saliendo un resultado realmente curioso de introducir a la Benemérita en un entorno de fantasía épica.


No podía faltar tampoco Leprekauns from Valhalla, representativas tiras cómicas de FTW! desde los orígenes de la publicación, con las disparatadas vivencias cotidianas de las criaturas mitológicas irlandesas que dan nombre a la historieta, gracias al buen hacer de su autora, Kaun (http://lfv.subcultura.es/).

En High Class, de Alicia (http://alilali.deviantart.com/), un mago negro quiere secuestrar a una princesa de la que está perdidamente enamorado… pero el rapto se le va a complicar en mucho. Esta autora, vieja conocida del fanzine también, sabe mezclar muy bien elementos de lo más variopintos y dispares, como puede ser la comedia romántica y la brujería satánica, con un resultado más que decente, y con un par de sorpresas durante la narración para los lectores.


En Athena, de Diego González Calles y Pablo Lobo Marín (http://quarks.subcultura.es/), se continua con el comic del anterior número titulado “First Deer of my Life”, y de aquí que se dijera unas líneas más arriba que esta auto-publicación se podía leer “casi” sin necesidad de recurrir al anterior número. Del guión poco hay que comentar, para no desvelar la sorpresa que hay a lo largo de este número, mientras que del dibujo se puede volver a repetir lo ya dicho en la reseña del número 6: sabe mantener esa aura de inocencia a pesar de cocerse en su interior una historia bastante siniestra.


En El origen de la magia, de Kamarisama (http://kamarisama.deviantart.com/), aparece por segunda vez en este tomo una historia sin ningún diálogo, estando esta en esta ocasión cargada de simbolismo, quedando como resultado final un comic bastante curioso e interesante.

En El dolor de la magia, de Luis “Luigi” Rodrigo Duque (https://www.facebook.com/luisrodrigoduque87?fref=ts), Norman Nihlson es un mago a la búsqueda de un grupo al que poner a disposición sus dotes hechiceras, todo ello a través de una divertida y épica historieta en forma “Vive tu propia aventura”, teniendo este comic de 27 páginas un total de tres finales diferentes, siendo este un gran ejercicio de síntesis e imaginación, sabiendo el autor muy bien como parodiar la fantasía épica y el rol, sin faltar en ocasiones momentos épicos también.


Tipos de magos, de Zollber, se trata de un estupendo y divertido artículo sobre la elección del tipo de mago (en caso de quererse ser hechicero en una partida de rol), con muchísima guasa de por medio a la hora de definir cada tipo de magia. Por ejemplo, a la hora de hablar de la magia de la adivinación Posible motivación para elegirla: Querer reventarle la partida al DM obteniendo las respuestas a los enigmas/puzzles que tanto tiempo y esfuerzo le ha costado crear. Eso está muy feo, caballerete.”.

En conclusión, si os gusta el rol, la fantasía épica y buenos chistes con los que pasar un rato con muchas risas, no dudéis y dadle una oportunidad al séptimo tomo de FTW. Podéis haceros con este fanzine de 160 páginas por un total de 3€, incluyéndose en él extras como una entrevista a Coder Child o las tiras de Hurto, Timo y Robo (extras por no tener mucho que ver con la temática del fanzine).

Por último, las dedicatorias que me hicieron en el Expomanga 2014 de Madrid, con los autores de cada una bajo cada imagen. ¡Muchas gracias a todos de nuevo!


De izquierda a derecha y de arriba abajo: 
Kaun, Luigi, Alice, Zollber, Ransil y Evilpollo

Pablo Lobo Marín


Publicado por Santiago Bobillo de Lucas Pinto