lunes, 29 de junio de 2020

La invocación de Ion, de Manuel Gutiérrez y Alex Nieto

En la reseña de hoy toca hablar de La invocación de Ion, tebeo que cuenta al guión con Manuel Gutiérrez (https://www.facebook.com/manu.gutierrez.23) y al dibujo con Alex Nieto (https://www.facebook.com/profile.php?id=100016055478482).



Ion es un joven chamán del castro de Irunzu que, pese a tener un gran poder en su interior, le cuesta horrores ser un buen aprendiz de su maestra, la chamana Ozoa. Tras una disputa entre ambos, lleno de rabia, Ion usa una tablilla arcana que resucita a su abuela Ereti, una maga legendaria. Sin embargo, la magia que ha desplegado Ion no solo la ha invocado a ella, sino que también ha llamado la maligna atención de Enneko. Debido a esto, abuela y nieto tendrán que huir de su aldea para hallar la salvación de su hogar y de Ion.

La mitología hispánica, aquella anterior a la romana, es siempre interesante por diversas razones: por no estar muy acostumbrados a ella, por la comparación que se puede hacer con otras y por las buenas premisas que pueden suponer para crear tramas. Todo lo anterior se cumple en La invocación de Ion. Y es que esta historieta se puede apreciar tanto en lo que respecta a los mitología vasca como a la trama mística que se desarrolla en sus páginas, en las cuales hay un enfrentamiento que se puede extrapolar perfectamente a la lucha de lo vital contra lo satánico. Los personajes tienen un carácter que fácilmente les distingue entre sí: Ion es cabezota, Ozoa es disciplinada, Ereti es sabia, Enneko ha cedido a satisfacer sus peores pasiones en un reflejo de lo que puede ocurrir con el protagonista de no tener cuidado... Todos ellos consiguen aunar muy bien lo heroico con lo demoníaco a la par que con el género de la espada y brujería, con un final que no dejará a nadie indiferente.



Respecto al dibujo, Alex Nieto lleva a las viñetas de este tebeo la mágico y lo aventurero junto a lo aterrador, con unas escenas diurnas dónde abunda lo primero y con lo segundo en las nocturnas. El coloreado está muy bien empleado tanto en las unas como en las otras, aunque lo maligno, gracias al fulgor verde, adquiere un matiz ciertamente tétrico. El estilo del artista es engañosamente sencillo, pues hay detalles aquí y allá, como los sombreados, lo expresivo de los rostros o algunos ornamentos que hacen ver lo contrario.


En conclusión, si os gustan las historias épicas con una mitología poco vista en la ficción, dadle una oportunidad a La invocación de Ion. Podéis haceros con esta obra de Sally Books por un precio de 14,00€, incluyendo entre sus 72 páginas, además de la historieta en sí, varios extras sobre la creación de la misma.   

Por último, la dedicatoria que me hizo en el tomo el amable Manuel Gutiérrez durante el Salón del Cómic de Zaragoza de 2019. ¡Gracias de nuevo!

domingo, 21 de junio de 2020

1740: San Agustín, de Daniel Torrado


En la reseña de hoy toca hablar de 1740: San Agustín, tebeo obra de Daniel Torrado (http://www.danieltorrado.com/).


En Norteamérica, la frontera hispano-inglesa orbitaba en el límite Florida-Georgia. Uno de los puestos defensivos hispánicos ante los anglos de allí era el Fuerte Mosé, plaza habitada y defendida principalmente por antiguos esclavos negros que habían sido liberados por los españoles tras huir del látigo británico. Y en 1740, en medio de la Guerra de la Oreja de Jenkins, aquel fuerte fronterizo iba a ser testigo de muchas cosas: odio y amor, miedo y valor, crueldad y honor.

Cascaborra Ediciones sigue devolviendo a los españoles episodios olvidados de su historia con su buen hacer habitual. Y este no podía ser mejor momento para hablar de 1740: San Agustín, dado el momento tan irracional que se está viviendo ahora en América con el derribo y retiro de un patrimonio tanto hispánico como multinacional. Así, todo lo dicho en el anterior párrafo sobre Fuerte Mosé es totalmente cierto y, si se le suma que San Agustín fue la primera ciudad en edificarse en lo que hoy día son los Estados Unidos, hará que más de uno se interese por la lectura del presente volumen. El tebeo suma muy bien lo que es Historia pura y dura, por el contexto histórico de las dos ciudades de las que se ha hablado hasta ahora, con ficción novelada en la que personajes históricos se dan de la mano con otros inventados pero que pudieron haber existido perfectamente, en un gran ejercicio de intrahistoria. Así, gobernadores como Montiano u Oglethorpe aparecen en paralelo (aunque muy de fondo) junto a otras personas como Kwamba y Makena, pareja enamorada de esclavos negros que solo busca llegar a territorio español para vivir una vida mucho mejor que bajo el yugo británico, sin faltar soldados rasos españoles con más penas que glorias, pero con su sentido del deber y camaradería de por medio o negreros ingleses que trataban a las gestes africanas como si bestias se tratasen. Así, el contraste entre españoles e ingleses queda muy patente y aunque se reconoce la esclavitud por parte hispánica, se hace patente que, dentro de lo malo, era bastante más llevadera que su contraparte anglosajona. Todo esto crea un caldo de cultivo ideal para hablar de temas tan humanos como el amor, belicismo, compañerismo y esclavitud, con todo lo bueno y lo malo que todas estas cosan implican. De criticar algo: pese a que la historieta se llama 1740: San Agustín, realmente debería llamarse 1740: Fuerte Mosé, por aparecer mucho más la segunda plaza que la primera a lo largo de las páginas del presente tomo.


Respecto al dibujo, Daniel Torrado sigue consolidándose en lo que a ilustrar la historia bélica española se refiere, tal y como ya se señaló en las palabras que le dediqué a su 1539. Castelnuevo. Poco que añadir a lo ya señalado en aquella reseña: luchas crudas y bien coreografiadas, buena documentación, fondos y coloreado que cumplen bien su labor…

En conclusión, que si queréis saber más de la historia de España en el XVIII y de las gentes que vivieron en ella y la defendieron, dadle una oportunidad a 1740: San Agustín. Podéis haceros con esta obra de manos de Cascaborra Ediciones por un precio de 15€, incluyendo entre sus 64 páginas, además del comic en sí, dos páginas dedicadas a su creación a modo de extra.

Por último, la dedicatoria que me hizo el amable Daniel Torres en el tomo durante el Salón del Cómic de Valencia de 2020. ¡Gracias de nuevo!


domingo, 14 de junio de 2020

Detective Misterio, de Freddy Navarro

En la reseña de hoy toca hablar sobre el primer capítulo de Detective Misterio: El despertar, el comic de Freddy Navarro (https://cuentacuentos.carbonmade.com/).


Una momia se despierta en un museo sin saber quién es o cuál es su pasado. Por si esto ya no fuera suficientemente extraño, una extraña banda de criminales conocidos como Sombras está provocando numerosos asesinatos en la ciudad sin dejar pistas tras ellos. ¿Estarán ambos hechos relacionados? Sea como sea, el despertado en el museo buscará respuestas que le lleven a la verdad.

Detective Misterio: El despertar supone un buen inicio para una historia de misterio y terror sobrenatural, con un protagonista que busca recuperar su identidad. Si bien esto no es nuevo y a muchos recordará al punto de partida de Spawn, hay que señalar que el autor sabe hacer esta historieta algo suyo. Para empezar, y pese a que hay alguna escena con un poco de casquería, el tono del tebeo no tiende hacia lo truculento ni a lo demasiado oscuro. Por otra parte, la colaboración con la policía, encarnada en la detective Zeist, apunta a que va a ser importante en los futuros números. El misterio, por otra parte, es interesante por ver adónde lleva, a la par que triple: los orígenes del protagonista, los propósitos de los villanos y la conexión del uno con los otros. Y de momento no se puede decir mucho más al estar tan solamente disponible el inicio de una saga, salvo que promete. Un detalle por mejorar tras lo visto en la versión autoeditada: asegurarse que las interrogaciones y las exclamaciones empiezan y acaban las oraciones.

Respecto al dibujo, Freddy Navarro sabe dotar a su estilo cartoon de un aura tétrica que le va que ni pintada a la historia que ilustra. El coloreado gris y tristón de las viñetas mete bastante bien en ambiente y los personajes tienen diseños atractivos y resultones que entran rápido por los ojos, así como un lenguaje corporal y facial bastante expresivo.


En conclusión, si queréis dar una oportunidad a una saga que combina lo intrigante y lo sobrenatural, dadle una oportunidad a Detective Misterio. Podéis haceros con su primer número de manos de Spaceman Project, con 80 páginas a un precio de 14€, actualmente en preventa: https://www.spacemanproject.com/es/proyecto/detective-misterio-el-despertar/55

Por último, la dedicatoria que me hizo en el tomo el amable Freddy Navarro durante Cómic Barcelona de 2019. ¡Gracias de nuevo!

sábado, 30 de mayo de 2020

Crepanquine, de Caro Waro y Garbunka – Tomo 1

En la reseña de hoy toca hablar del primer volumen de Crepanquine, tebeo que cuenta al guión con Garbunka (https://twitter.com/garbunka) y al dibujo con Caro Waro (https://twitter.com/CaroWaro).


Existe una vieja leyenda sobre La Maldición. Según esta, las mujeres que la padecen pasan a ver convertido su dedo índice en una varita mágica, obteniendo grandes poderes en el proceso, pero a un gran precio: una progresiva locura y degeneración. Lo malo es que La Maldición no es una leyenda, tal y como Rino y Xental han podido descubrir en las carnes de la madre del primero y la hermana de la segunda. ¿Podrán salvarlas de la corrupción o caerán como otras tantas víctimas de La Maldición?

¿Sabéis de esas historias en las que los protagonistas obtienen poderes mágicos y empiezan a usarlos para mil y un prodigios? Pues Crepanquine no es una de ellas. Así, la magia que se sucede en sus páginas muchas veces se sucede sin control y de manera tan demencial como perturbadora, tanto para los personajes como para los lectores. Esa sensación de incertidumbre y extrañamiento está muy bien llevada, pues hasta cosa así de la mitad del tebeo no tenemos una aproximación verdaderamente real a lo que está pasando, e incluso todavía están por llegar sorpresas de las que dejan ojiplático. Y en todo este proceso, los personajes son de gran ayuda para la narración. Para empezar, con Rino y Xental es muy fácil de empatizar, por el deseo de ayudar a sus seres queridos, junto a su punto de partida en la historieta, al prácticamente no saber nada de La Maldición, igual que el lector. Las víctimas de La Maldición (directas e indirectas) logran transmitir más que bien sensación de impotencia y de haberse metido en algo mucho más grandes que ellas mismas. Las brujas que han obtenido los poderes de la misma son otro aliciente de la trama, pues no hay dos iguales en lo psicológico y en lo referente a capacidades mágicas. Todo lo anterior contribuye a crear una buena historia de fantasía y suspense con toques de terror bastante potentes. 


Respecto al dibujo, Caro Waro sigue dibujando unos personajes tan expresivos como vivos, tal y como ya se ha visto alguna vez en este blog. Lo más particular de este tebeo tiene que ver precisamente con La Maldición, ya que las mujeres convertidas en brujas ven su poder mágico reflejado en su dedo índice, el cual se convierte en una varita como motivos vegetales y/o fúngicos, de tal manera que parece que les está creciendo una planta a lo largo de la mano… y no hay dos iguales, con diseños bastante atractivos de por medio. La magia que se hace con estas varitas contribuye a reforzar el terror visual de la obra, puesto que sus hechizos dejan una miasma muy inquietante a su alrededor, tal y como se puede presenciar en el comedor la casa de Rino, el concierto de Emxa o la mansión de Evangeline. El acabado del tebeo es muy curioso en lo visual, puesto que los escenarios están coloreados con acuarela, mientras que los personajes lo están por medios digitales, con un contraste destacado pero armónico entre ambas partes.


En conclusión, si os gusta el terror, la fantasía y el misterio, dadle una oportunidad a Crepanquine. Podéis haceros con esta obra de manos de Spaceman Project por un precio de 28€, incluyendo entre sus 178 páginas, además de la obra en sí misma, una serie de bocetos muy metaliterarios y una historia corta que aclara de manera importante un punto bastante turbio de la trama.

Dejo también por aquí, además, la dedicatoria que me hizo en el tomo la amable Caro Waro durante el Salón del Cómic de Valencia de 2020. ¡Gracias de nuevo!


Por último, solo queda mencionar una cosa más: el segundo tomo de Crepanquine está actualmente en proceso de micromecenazgo. Si os interesa, echarle un vistazo para haceros de una vez con los tomos primero y segundo pinchado en el siguiente enlace:

viernes, 29 de mayo de 2020

Nueva obrita de un servidor: Monarca

Hace no demasiado se seleccionó mi relato Monarca para la antología de dragones de la editorial de Alberto Santos... 


Pues bien, esta ya está en preventa hasta el 8 de junio bajo el título Tras las huellas del dragón, con 22 relatos cortos de todo género. ¡Echadle un ojo en el enlace de más abajo! 

domingo, 17 de mayo de 2020

Dos juegos para iniciarse al rol


Hoy, para variar un poco de la tónica habitual, no hablaré de tebeos o novelas, aunque sí que seguiré hablando de literatura, aunque en otra de sus formas: el rol.

El rol es una afición de lo más entretenida, con un jugador que hace de narrador (también llamado director de juego, máster y otros títulos) y el resto, que interpretan a los personajes de la aventura. Esta puede ser de todo tipo de géneros: detectivesca, fantástica, histórica, terrorífica… El objetivo del narrador es ir relatando la historia mientras los personajes de los jugadores se mueven en ella para llegar a su desenlace (resolver un misterio, detener una conspiración, rescatar rehenes, encontrar un tesoro, acabar con un monstruo…).

Ahora bien, ¿por dónde empezar? En el mercado actual hay muchos juegos que pueden hacer muy difícil los inicios al rol a los jugadores y directores novatos por sus extensas y complejas reglas. Es por ello que he escrito este artículo, para recomendar dos juegos ideales con los que comenzar en esta afición por su sencillez y por ser de temáticas lo suficientemente distintas como para gustar a un amplio sector del público del blog. Además, cuentan ambos con versión en papel y versión en digital, por lo que son ideales para jugar en estos tiempos de confinamiento a través de videollamadas.


El primero de estos juegos es Labyrinth Lord, juego de fantasía medieval de la vieja escuela, la del Dragones y Mazmorras original, editado por Nosolorol. Los jugadores deben crear personajes partiendo de seis atributos: Fuerza, Destreza, Constitución, Inteligencia, Sabiduría y Carisma (tres dados de seis caras por atributo), para determinar en que áreas se es más hábil o débil. Además, hay siete tipos de personajes: guerrero, clérigo, ladrón, mago, enano, elfo y halfling, todos ellos con habilidades o particularidades que les distinguen entre sí. Así, por ejemplo, el ladrón es ideal para detectar y desactivar trampas, el guerrero es ideal para el combate a cuerpo a cuerpo por poder manejar todas y cada una de las armas y armaduras, el clérigo puede curar a los miembros del grupo…

El sistema de juego se puede resumir de la siguiente manera: a la hora de luchar, hay que tirar primero con un dado de 20 para impactar (cuanto más saques, mejor) y luego tirar para herir según el arma que lleves (con dados que pueden tener lo mismo 4 que 6 u 8 caras); a la hora de interactuar con el entorno o con personajes no jugadores (PNJ) tiras por atributo (cuanto menos saques con un dado de 20, mejor) para salir adelante en cuestiones peliagudas de todo tipo: resolver acertijos,  forzar puertas, influir en los demás…

El juego se compone de varios tomos: el del jugador (para crear a los personajes) y el grimorio (para ver que hechizos y milagros hay a disposición según el nivel) para los aventureros, mientras que el director, además de estos dos, también dispondrá del del Laberinto (reglas generales del juego) y el Bestiario (guía con descripciones y reglas de los monstruos que se les pueden echar encima a los protagonistas). Además, el juego también incluye hojas de personaje, la pantalla con resumen de las reglas para el director y, en versión física, un juego completo de dados (de 4, 6, 8, 10, 12 y 20 caras, así como otro de 100 para tiradas de tantos por ciento). El juego en sí cuesta 40€ en versión física y 15€ en versión digital, e incluye entre sus páginas, además de consejos para idear aventuras, una ya preparada para poder jugar casi de inmediato, La guarida del chamán morlock, ideal para iniciarse al rol. Y todo ello, además, con una cuidada edición, ilustrada más que bien por Antonio Vázquez: https://www.nosolorol.com/es/labyrinth-lord/452/labyrinth-lord-papel?search_query=labyrinth+lord&results=28

Por si todo esto fuera poco, además, para Labyrinth Lord hay otro elemento ideal tanto para jugadores novatos como veteranos: el estupendísimo suplemento de Aventuras Volumen 1. ¿Qué tiene de bueno este librito? Pues que contiene 12 aventuras para personajes de distinto nivel (cuatro para niveles 1 y 2, cuatro para niveles 3 y 4, cuatro para niveles 5 y 6), bastante distintas entre sí y con buenos giros argumentales, todo ello gracias a la buena pluma de Dani Yimbo. Os podéis hacer con esta obra por 10€ en versión física y por 5€ en digital: https://www.nosolorol.com/es/labyrinth-lord/703/labyrinth-lord-aventuras-vol-1-papel?search_query=labyrinth+lord&results=28


En segundo lugar, tenemos Ratas en las paredes, editado por The Hills Press y escrito por Kobayashi. Este juego, basado en los relatos de horror cósmico H. P. Lovecraft, tiene una ambientación que combina terror e investigaciones detectivescas de todo tipo. Monstruos lovecraftianos y clásicos como el shoggoth o el gul, más otros totalmente nuevos, todos ellos dirigidos en la sombra por Primigenios también originales que harán las delicias tanto de los que ya conocen al célebre escritor de Providence como de los que no.

El sistema de juego de Ratas en las paredes es muy narrativo y solo necesita dos dados estándar, es decir, de seis caras, y se basa en la siguiente regla: si sacas 8 o más logras tu propósito, mientras que si sacas 7 o menos, fracasas. Como ya más de uno habrá notado, estos porcentajes se inclinan en contra de los jugadores, algo bastante habitual dentro del horror cósmico. Sin embargo, hay una manera de inclinar los hados en tu favor: la creación de los personajes.

Esto último es sumamente sencillo y no se debería tardar más de 10 minutos en hacerlo: repartes los cinco puntos de atributo a tu disposición, escoges una profesión y una reputación de las dos listas que hay, seleccionas dos objetos y ya puedes jugar. Los atributos aquí son Músculo, Destreza, Violencia, Ingenio y Voluntad, y cada punto que tengas en cada uno de ellos será un punto que añadir a las tiradas que tengan que ver con esa característica (Ingenio para descifrar pistas, Violencia para los combates…), de tal manera que las posibilidades de éxito aumentan. Los personajes tienen puntos de vida y de cordura, es decir, de salud física y mental, puesto que además de los riegos físicos también tendrán que enfrentar a la locura, con interesantes repercusiones tanto en lo uno como en lo otro.

Por lo dinámico y sencillo que es el sistema de Ratas en las paredes este juego también es muy buena opción para aquellos que se quieran iniciar al rol. A esto contribuye también una sección de la obra dedicada a la creación de partidas, e incluso una larga y apasionante aventura escrita por Víctor Romero, La extraña legión. Y todo ello por un precio de 19,95€ en formato físico y de 5,95€ en digital (https://www.thehillspress.es/producto/ratas-en-las-paredes-edicion-basica-fisicopdf/), incluyéndose en todo esto el increíble y espeluznante arte de Daniel Jimbert y Tithi Luadthong.

De criticar algo de este juego sería la aparente escasez de aventuras ya escritas para jugadores novatos. Y digo “aparente” por poder subsanarse esto de varias maneras. La solución más lógica y rápida es partir de partidas ya creadas por particulares y colgadas generosa y gratuitamente para el disfrute de todos (http://www.sinergiaderol.com/aventuras/av-ratasenlasparedes.html // https://bastionrolero.blogspot.com/search?q=ratas+en+las+paredes).

Y eso es todo por hoy. Espero haberos descubierto algún juego interesante con el que pasar un buen rato con familiares y amigos.

domingo, 10 de mayo de 2020

Otros tres webcómics


La crisis sanitaria que sacude a España y al mundo ha amainado, pero todavía está lejos de acabar. Debido a ello, a continuación, ofrezco tres obras cuyos autores han tenido la amabilidad de subirlas a la Red, cada una perteneciente a un género distinto, para el disfrute de los lectores.


En Onix's Hunters, de Oreliane (https://twitter.com/RakyuDreams), nos encontramos con un mundo dónde hay unos monstruos llamados Onix que amenazan a la humanidad y unos cazadores que han surgido para hacerles frente. Esta historieta parte de una premisa shonen bastante clásica, con la protagonista viéndose arrastrada a una guerra contra fuerzas malignas en la que deberá luchar, combinando momentos de acción con otros de humor y logrando un buen balance entre ambos. El punto más interesante del manga es, quizás, su trasfondo, de momento bastante misterioso: ¿cómo surgieron los monstruos? ¿qué llevó a que los cazadores fueran ilegalizados en el pasado? Este tipo de cuestiones, sin embargo, no tienen respuestas, puesto que la trama está todavía en desarrollo, solo con el primer capítulo integro. A mejorar: en las escenas de peleas, quizás estaría bien meter alguna que otra viñeta entre golpe y golpe, para que quede más claro lo que ha pasado en los combates.




En Yo, Domobot, de Ulises Lafuente (https://twitter.com/RataUnderground), tenemos tres relatos cortos que incluyen inteligencias artificiales domésticas en su día a día, fusionando muy bien lo simpático con lo cotidiano y la ciencia ficción. A todo esto, hay que destacar notablemente la segunda de las historietas, con dos roombas limpiando la casa tal y como exploradores cartografiando un nuevo mundo, logrando el autor una trama tan original como divertida e ingeniosa para el disfrute del público. El dibujo es el propio de Lafuente, muy característico y que entra rápidamente por los ojos y del que ya se ha hablado otras veces en este blog, pero que sin duda sigue teniendo muy buena mano para ilustrar tecnología e incluso comunicar a través de los bocadillos.



En Loose Cannons, de Rubén Blanco (https://twitter.com/blancomics), estamos ante una historia de espionaje en donde la policía Gata Wildcat y la agente del MI6 Foxy MacMaddred tendrán que encargarse de una hacerse con un microfilm que puede poner patas arriba el orden internacional. Parodiando películas tan famosas como James Bond o Arma Letal, este tebeo mezcla comedia, violencia, engaños, espías y tramas secretas. Y todo esto en una España furry, es decir, con animales antropomórficos, algunos que incluso resemblan muy bien al Agente 007 de Roger Moore o al teniente Murtaugh de Danny Glover. Hay que señalar que esta obra no es para todos los públicos, ya que además de ciertas escenas de violencia incluyen algún que otro desnudo y escena de sexo un tanto incómodos. Este tebeo ya está íntegro en formato físico, pero no así en digital, como recompensa a los que ya lo compraron en eventos comiqueros previos.